martes, 24 de noviembre de 2015



Ya está en venta mi primer libro publicado, se trata de un libro de autoedición titulado “Poemas Visuales”. Un diario de viaje escrito durante mi estancia de estudio en Boston -en la Universidad de Harvard- que plasma la experiencia de mi mundo interior, mediante acuarelas complementada con poemas, y reflexiona sobre asuntos diversos como la educación, la Psicología, el crecimiento, el amor o la muerte.
- 100 páginas de poesía e ilustración en acuarela 
- 15 € 
- Compra: 
Si vives en Madrid, puedes adquirirlo en la Librería Artimaña de Atocha (c\ Almadén 12 http://artimanalibros.com/)

o ¡Hazte con el libro enviando un correo a
molinagutierrez@g.harvard.edu 
con tu nombre, apellidos y tu dirección postal, y procederé al envío!  

PARA VER UNA MUESTRA DE MI TRABAJO ARTÍSTICO: http://candela-molina.tumblr.com/ 

sábado, 13 de junio de 2015


 ¡ Buenos días !

Queridos antiguos lectores y conocidos,
quería invitaros a la presentación de mi primera obra que se celebrará este viernes 19.

Como escribí en la entrada anterior, después de tanto tiempo sin publicar ninguna novedad, vengo con noticias frescas y es que el hecho de haber cerrado gratamente una página de mi vida no implicó frenar la actividad de escribir, dibujar o crear. Es por ello que anuncio la presentación de mi primera obra, para aquellos que habiendo leído el blog o encontrado algo fructífero en él, estén interesados en venir a que nos conozcamos o intercambiar alguna que otra reflexión.

La obra es un libro de autoedición, un diario de viaje que plasma la experiencia de un mundo interior. Se trata de una colección de acuarelas complementada con poemas y reflexiones sobre asuntos diversos como la educación en la Universidad de Harvard, la Psicología, el crecimiento, el amor o la muerte.

Podéis ver una muestra de ella en mi página:  http://candela-molina.tumblr.com/

¡donde también podéis comprar el libro !

Agradezco por otro lado recomendaciones editoriales, o de distribuidoras y librerías.


Se celebrará el día 19 de junio a las 20h en el Espacio Ronda (metro Puerta de Toledo, L5)
calle Ronda de Segovia 50. Este es el link del espacio:
http://espacioronda.com/viernes-19-de-junio-presentacion-del-libro-poemas-visuales/ 


Además, el día siguiente sábado 20 se celebra en la Plaza de la Cebada (Metro La Latina, L5) un festival de microedición con editoriales y autores de diversas partes, y yo estaré en una mesita desde las 12 hasta las 22h de la noche, por si a alguien le interesa pasar la tarde tomándose una cerveza, disfrutar del solecito y los artistas jóvenes.

Agradezco vuestro apoyo durante los años que estuvo activo el blog, y estoy satisfecha con las ayudas que nos hemos brindado mutuamente.

Os dejo una muestra de las páginas del libro, aunque también lo podéis ver en mi web en la cual podéis adquirir el libro: 

/http://candela-molina.tumblr.com/







Un saludo,
Candela.






jueves, 4 de junio de 2015




RENOVACIÓN

Hace mucho tiempo que no escribo este blog, lo dejé hará unos 4 años, por circunstancias obvias, y es que la vida avanza y no es propio quedarse estancado en el mismo lugar oponiéndose al tiempo y la ambigüedad.

Fue bonito el tiempo en que escribía aquí, y es que el blog a pesar de ser considerado desgarrador como citaban artículos de periódicos, me sirvió a mi y a muchos otros. Era un lugar para desahogarme, compartir las penas o guardar la esperanza, y con el que lectores de diversas partes de sentían identificados.

Actualmente quiero compartir la noticia de que he publicado un libro de poemas. Se titula "Poemas Visuales" y es un libro de autoedición. Próximamente anunciaré las librerías en que se encuentra.

Para adelantar novedades, podéis seguirme en esta web, en la cual podéis conocer mi trayectoria después del blog, pues a demás de seguir escribiendo estos últimos años (en mi diario), me he adentrado en el terreno de la Pintura y la Psicología.

http://candela-molina.tumblr.com/

En la web aparecen algunos de los óleos que he hecho, también páginas de mi poemario, y seguiré subiendo otras piezas artísticas.

Para todos aquellos que habéis disfrutado o llorado con el blog, que habéis dejado algún comentario (los he leído todos!!), o que simplemente pasabais por aquí, quiero agradecer humildemente vuestro apoyo.

Gracias.

Candela.


lunes, 14 de noviembre de 2011

Tu ausencia

No importa tu ausencia, te sigo esperando...
El día en que tu te fuiste
triste, me quedé llorando
ay regresa, te lo pido,
que por tu amor
te juro me estoy matando

http://www.youtube.com/watch?v=dORQMTRqIIs

miércoles, 9 de noviembre de 2011

Quien pudiera llorar mi pena

No es que me sienta sola, triste o abandonada, esos son términos muy desgastados. Es que me pregunto de qué coño sirve mi vida si no la puedo compartir con ellos.

Siempre tratando de mirar hacia delante, motivándome únicamente por la idea de “ellos”. “Ellos no quisieran verte así, no te derrumbes, si sucumbes a la oscuridad de tus propias pesadillas te alejarás de soñar con ellos, tal vez te están mirando, allá donde estén te envían sus fuerzas y están orgullosos de ti”.

¿Ah si¿, ¿y por qué no os manifestáis?, ¿por qué no me ayudáis?, ¿por qué no siento vuestra presencia? No estás sola, me digo, estás contigo misma, eres tu mejor compañera, tu eres tu cura y tu veneno. Pero estoy harta de oír esto en mi cabeza, suplico sentirlos, aunque sea, no pido mucho, sólo una pizquita de ilusión que me ayude a continuar. Pero es imposible, ellos murieron.

Una parte de mi les buscaría donde hiciese falta, la otra me dice: “dentro de ti misma”. Pero no sé como, no es tan fácil.

Puedes aceptar que no les verás, que no volverás a hablar con ellos, que no les podrás tocar, que no escucharás su voz, que no te aconsejarán, que no sentirás su calor nunca más, que no tendrás jamás experiencias con ellos, que no volverán a darte cariño. Pero lo que no puedes aceptar es que eso es para siempre.

Abriendo la posibilidad de que rescatándoles pueda sentirlos, ser positiva para que todo en mi vida mejore, pero cómo coño va a mejorar si yo lo único que quiero es estar con ellos. Sentir su amor. Y eso es irrecuperable. Estoy insatisfecha con todo lo que hago porque conmigo misma no me basta para estar completa. Llevo tiempo luchando por que esto es posible, pero de verdad quisiera rescatarlos.

No es que esto sea frustrante, es que no puedes imaginar el dolor que siento. Puedes ver el lado bueno del duelo, el enriquecimiento, si, pero eso no te librarás de su pesada carga, lo llevas tatuado en la piel como la más profunda herida.

Caminar hacia la luz, observar el mundo, aspirar a conocimientos, empaparme de experiencias, ¿y cuándo viviré yo la experiencia de una puesta de sol con ellos? Nunca.

Es terrible. Decirte por las mañanas que puedes con todo, querer luchar y tener fuerzas para ello, ¿suena precioso verdad? Pero esto no expresa la realidad del duelo.

Estoy cansada de asimilar que el camino de la vida se recorre únicamente acompañado de uno mismo, de acercarme al amor que ellos me dieron, de enriquecerme con él como si fuese suficiente, como si no necesitase más, de contentarme con lo que tuve afrontando que no volverá. Me suena falso decir que todo esto es posible porque ahora quiero romper con todo y decir que mi corazón les necesita. Les quiere a mí lado, no soy autosuficiente, no soy tan fuerte vale, estoy harta de no necesitar el amor, de imponer mi dureza y buscarlo dentro de mí.

“Amor propio”, “no los perdí porque nunca fueron míos”, esa era su vida, no la mía, “no sentir que me los arrancaron”, “no tener miedo”, “asimilar mi potencial y resistir con mi fuerza”, “perseverancia y sabiduría ante el dolor”, “sacar la rabia”, “no echarles de menos, buscar su recuerdo”, “aceptar el vacío sin connotaciones negativas”, “sentir el dolor, no sufrirlo”… son ideas que he tratado de encuadrar en mi pensamiento, pero mi corazón a gritos las sufre. No es que no tenga facultades para hacerlo, es que el camino por el que ando es duro, doloroso, lento y abrupto. Y por mucho que comprenda las cosas a veces las siento de otra manera, y por mucho que razone los sucesos para comprender el dolor, no puedo evitar no sentirlo. Es algo que no tiene cura, no tiene calmante, no puedes esquivarlo ni evadirte de él porque te perseguirá. Es una condena eterna, un martirio que sufrir. Tienes que abrir el pozo y meterte en su oscuridad, sufrir, delirar, enrabietarte, sentirte solo, vacío, desesperarte, desconsolarte, entristecerte, desilusionarte, desengañarte…

esta es la cara mala del duelo. Esta es la otra cara que yo tengo.

Quien pudiera llorar mi pena…

martes, 25 de octubre de 2011

DOLOR

El dolor es el maestro de mi vida, a veces obvio, a veces se esconde; pero no desaparece, no hay día sin prueba, ni pruebas de él, pues yo lo llevo dentro, calladito envenena los lóbulos de mi cerebro.

Y se ha hecho grande, ya no hay hueco en mi corazón que no halla invadido, latidos de esperanza no bombean sangre manchada de un daño furtivo. Yo soy vísceras que se retuercen encerradas en el martirio de un desgarrador desamor, soy mis dedos agarrotados arrancándome la piel para que salga fuera el veneno, soy mi dentadura fracturándose para poder contener la quimera, es mi garganta quemada por arcadas de ácido, soy yo quitándome las uñas de cuajo como tributo a la rabia, soy yo sacándome los ojos para no ver el delirio que he de asumir, soy yo sin porvenir hundida en el espesor de un amargo lamento, es un bebe en mi interior que chilla y chirría en mis orejas el eco del llanto, yo soy mi grieta profunda cascada de ilusiones que caen al vacío apático, yo soy un balazo en mi frente que destrozó mi cabeza, yo soy el parásito que envenena órganos arrasados por las termitas de la angustia, yo soy mi propia pesadilla, mi tortura, tragedia de la que siempre quise huir. Yo soñaba con volar porque las llamas del infierno hierven mi corazón

domingo, 9 de octubre de 2011


Es como una carrera de fondo, y en este momento me siento ahogada. Siempre quise ir volando y ahora se me hace cuestarriba.


Lo duro de mi pena no es que se trate de un dolor agudo y espontáneo, un dolor tosco y fuerte, que parece infrenable, tedioso, irritante y ácido; lo verdaderamente duro de mi pena es que se trata de un dolor desconocido, persistente, lento, que se acerca sigilosamente para atacarte y quemarte como un veneno lo haría. Es un dolor acechante y cambiante, como una droga alterándote la percepción de todo lo conocido y sumiéndote en el espesor de las más oscuras pesadillas, un dolor cruel, mordaz y que parece resistente a todo, incansable y hambriento.

domingo, 25 de septiembre de 2011

mirada perdida


Ayer volví a tener la mirada perdida. Continuamente se me pierde, cómo buscando un lugar donde cobijar unas lágrimas q que callan en mi interior, o un lugar donde ver brillar en otros ojos los astros cuando la noche deja de lado su oscuridad. No sé que siento, pero no me gusta. Nada me importa, nada me duele y a la vez todo me hace daño. El mundo me es indiferente por sus diferencias respecto a lo que yo quisiera de él. Soy como un junco movido por el viento, queriendo volar pero atado a la tierra, tratando de mantenerse firme y cayendo encima del resto.